fbpx

La leche materna es el mejor alimento para niños y niñas durante sus primeros 6 meses de vida.

Lactancia materna

La lactancia materna les proporciona a los bebés todos los nutrientes que necesitan para crecer y que su sistema inmunológico se desarrolle plenamente.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y UNICEF recomiendan que la lecha materna sea el alimento exclusivo de los bebés recién nacidos hasta los 6 meses de edad, lo cual significa que no se les proporcionan otros alimentos ni líquidos, ni siquiera agua. Así mismo se recomienda que hasta los 2 años se alimenten con una combinación de la misma con alimentos adecuados y nutritivos para su edad.

Sin embargo, casi dos de cada tres menores de 1 año no son amamantados exclusivamente durante los 6 meses que se recomiendan, una tasa que no ha mejorado en dos décadas.

La leche materna es el alimento ideal para los lactantes. Es segura y limpia y contiene anticuerpos que protegen de muchas enfermedades propias de la infancia. Además, suministra toda la energía y nutrientes que una criatura necesita durante los primeros meses de vida, y continúa aportando hasta la mitad o más de las necesidades nutricionales de un niño durante la segunda mitad del primer año, y hasta un tercio durante el segundo año.

Además de proporcionar a niñas y niños todos los nutrientes y la hidratación necesarios, la lactancia materna proporciona beneficios emocionales y psicológicos tanto al bebé como a la madre, y ayuda a las familias a evitar gastos adicionales en fórmulas, biberones y, al propiciar la mejor salud del bebé, reduce también los gastos en consultas médicas y medicamentos.

Beneficios para el bebé

Además de proporcionar todos los nutrientes y la hidratación necesarios, los niños amamantados muestran un mejor desempeño en las pruebas de inteligencia, previene infecciones gastrointestinales y respiratorias, obesidad, diabetes, leucemia, alergias, cáncer infantil, hipertensión y colesterol alto. Así mismo, puede contribuir a prevenir la infección la infección por COVID-19.

Beneficios para la madre

La lactancia no sólo beneficia a los bebés sino también a las mamás, ya que a corto plazo ayuda a su recuperación física, por ejemplo, disminuye el riesgo de hemorragia después del nacimiento y reduce el riesgo de depresión post- parto.

A largo plazo contribuye a disminuir las probabilidades de desarrollar cáncer de ovario, cáncer de mama, diabetes tipo II, hipertensión, ataques cardíacos, anemia y osteoporosis.

Beneficios para la sociedad

La lactancia contribuye al desarrollo de los países pues ayuda a disminuir costos para atender enfermedades como diabetes, cáncer, hipertensión, entre otras.

En México, se estima que el costo asociado a la salud de la niña o el niño por una mala práctica de lactancia materna va de $745.6 millones a $2,416.5 millones anuales, y de estas cifras el costo de la fórmula infantil representa del 11 al 38% 6.

Además, la lactancia materna ayuda en el cuidado del medio ambiente pues no produce desechos ya que evita el uso de materiales contaminantes para publicidad, envasado y transporte.

Semana de la lactancia materna.

Bibliografía

1. Organización Mundial de la Salud. Lactancia. https://www.who.int/topics/breastfeeding/es/

2. UNICEF, 2015

3. Instituto Nacional de Salud Pública y UNICEF México. 2016. Encuesta Nacional

de Niños, Niñas y Mujeres 2015 – Encuesta de Indicadores Múltiples por

Conglomerados 2015, Informe Final. Ciudad de México, México: Instituto

Nacional de Salud Pública y UNICEF México.

4. UNICEF, 2015a; Victora et al., 2016

5. Lactancia Materna en México, 2017; Mortensen, 2015.

6. Colchero, Contreras-Loya, Lopez-Gatell & González de Cosío, 2015.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.